Cuidados para la Neoplasia

Los cuidados para la neoplasia son, en realidad, los mismos cuidados que se aplicarían a los pacientes con cancer, pues realmente se trata de esta enfermedad. La neoplasia es una alteración de la proliferación y, bastantes veces, de la diferenciación de las células del cuerpo humano, que se manifiesta por la formación de un tumor o masa. Se trata de una masa anormal de tejido, provocada por la multiplicación de alguna clase de células. Estos tumores, una vez que se manifiestan, no paran de crecer, incluso aunque dejen de actuar las causas que los provocan. La neoplasia es conocida popularmente con el nombre de cáncer. 

 

Uno de los primeros cuadros que se dan en los pacientes cuando se les diagnostica un tumor es la ansiedad. Si el tumor es benigno, ésta desaparecerá por sí sola, pero resulta maligno, el problema se agranda. Para evitar cuadros graves de ansiedad, el personal médico deberá tratar al paciente con una serie de medicamentos así como con un constante apoyo moral. Se debe lograr que el enfermo se calme, duerma bien y repose adecuadamente sino al grave problema del tumor se le sumarán otros. En este campo, no hay que olvidar a la familia y los amigos. Estos deben permanecer tranquilos y fuertes para que no transmitan malas ondas al enfermo. El personal médico también debe preocuparse de ellos pues son claves respecto al paciente. En los casos más graves, se darán problemas de ansiedad ante la muerte o el avance progresivo del tumor.

 

Por otra parte, si el enfermo de la neoplasia debe permanecer varios días en cama hay que evitar una serie de complicaciones que se dan debida a la postración absoluta como úlceras y estreñimiento. Asimismo, el cuadro de enfermeros deberá ayudar al paciente a la hora de comer, asearse, bañarse, lavarse los dientes, vestirse y otras tareas cotidianas.

 

Además, entre los cuidados para la neplasia, hay que mantener sin infecciones y limpios los diferentes catéteres que pueda tener el enfermo. Hay que cuidad tanto el catéter venoso periférico como el catéter urinario.

 

El personal médico tendrá que poner en marcha una serie de tratamientos y requerimientos terapéuticos como la terapia intravenosa, la punción intravenosa, el sondaje vesical, la alimentación por sonda y la administración de medicación por vía subcutánea, aerosoles, oral y entera.

En todo momento, el paciente deberá estar atendido, vigilado y apoyado. La superación de un cáncer no es nada fácil, pero más si no se ponen en liza los adecuados cuidados médicos. Hoy en día, los tumores malignos no tienen cura definitiva, pero se ha avanzado mucho en cuanto a su tratamiento y cuidado. 




Categorías a las que pertenece: Cuidados Paliativos


Otros artículos:

Cuidados de fracturas costales

Cuidados para transplante de corazón

Desprendimiento de Retina

Embolismo Pulmonar

Epistaxis

EPOC, Tratamiento y síntomas

Fractura de cadera, tratamiento y rehabilitación

Fractura de mandíbula, tratamiento y cuidado



Comentarios publicados en Cuidados para la Neoplasia:

No hay ningún comentario para este artículo. Puedes ser el primero en escribir un comentario en este apartado.


Escribe un comentario en Cuidados para la Neoplasia :