Escalera analgésica o del dolor

La escalera analgésica de la OMS, también conocida como “Escalera del dolor” tiene un doble origen. Se debe a 2 métodos de investigación originados en Nueva York y en Londres.  Inicialmente solo era utilizada para los dolores producto de cancer terminales, pero luego fue expandida tanto a los tipos tratables como a los terminales.

 

Se volvió popular en 1986 en Ginebra, gracias a un documento llamado “Alivio del dolor Cancer”, el cual fue publicado por la OMS.

 

Básicamente supone tener 3 niveles o escalones de dolor con distintos tratamientos para cada nivel, y tiene un nivel adicional, que es tomado como un nivel 3 pero agravado. La estructura es de la siguiente manera:

 

escalera del dolor según la OMS

 

Primer Escalón: Dolor leve – No opioides +/- coadyuvantes.

Se administran analgésicos muy limitados, para dolores menores, que incluso si el dolor aumenta cierto límite, incrementar la dosis no disminuye el dolor.

 Analgésicos: Antiinflamatorios no esteroideos, aspirina, ibuprofeno, etc

 

Segundo Escalón: Dolor moderado – Opioides débiles +/- No Opioides +/- coadyuvantes.

Aparecen los opioides, aunque de no los más fuertes, y se mantienen los medicamentos del primer escalón, ya que cada uno afecta distintas partes del sistema nervioso. Los opioides afectan el sistema nervioso central y los no opioides el periférico. Al igual que en el caso anterior, tienen un límite, o “techo analgésico”, es decir, que aumentar su dosis no calmará un dolor muy grave.

Analgésicos: Tramadol, codeína, hidrocodona, buprenorfina,etc

 

Tercer Escalón: Dolor grave – Opioides Fuertes +/- No opioides +/- coadyuvantes.

Se sustituyen los opioides débiles por los fuertes, y como antes, se mantienen los medicamentos no opioides.  No se mezclan los opioides débiles con los fuertes, ya que estos últimos no tienen techo analgésico, no tiene sentido administrar los otros, y, al no tener ese techo analgésico se puede aumentar la dosis indefinidamente, en caso de que aumente el dolor.

Es posible que al paciente, en estos casos, no se le pueda administrar por vía oral, dada su grave condición, por lo que existen alternativas como aplicación por via transdérmica o subcutánea.

Analgésicos: Morfina, metadona, heroína, etc

 

Cuarto Escalón: Dolor grave refractario – Analgesia radical

No es en realidad un cuarto nivel, no hay más dolor que antes, pero sin embargo los pacientes sufren de dolor refractario, es decir,  que a pesar de los analgésicos que se les aplique, estos no surten ningún efecto y el dolor persiste, o los efectos secundarios de los analgésicos afectan demasiado al paciente. Por lo que es necesario pensar en otra estrategia.

 

Se utilizan, entonces, la administración de fármacos por vía espinal,  realizar un bloqueo de nervios periféricos, simpáticos o neurolíticos, o, por último, estimulación eléctrica.

 

En cuanto a su eficacia, se considera que en pacientes de cancer tratable, tiene un 90%, y en pacientes con cancer terminal, un 75%. También ha sido utilizada para tratar pacientes que además tenían SIDA, enfermedades geriátricas, pediátricas y crónicas.

 

Sin embargo, en estos últimos años se han propuesto varias modificaciones a este método con la intención de perfeccionarlo, en cuanto a los fármacos y escalones, y también se ha propuesto romper con el modelo de la escalera y crear algo totalmente nuevo.

 

La OMS establece la forma en que deben usarse y administrarse los fármacos, a fin de evitar la sobredosis y los efectos secundarios.


Lo principal es poder cuantificar el dolor,  para saber que tipo y que cantidad de fármaco administrar. Además tener bien en claro a que hora exacta le fue administrado el analgésico, ya que es menester hacer un horario fijo de administración y respetarlo.

 

Se considera que es más cómodo para el paciente, que se le administre por vía oral, a pesar de que la eficacia del fármaco es la misma con cualquier método que se utilice.

 

Por último, no todos los cuerpos responden igual, por lo que habrá que prestar mucha atención como reacciona cada individuo, de esa manera saber si conviene incrementar o disminuir la dosis.




Categorías a las que pertenece: Enfermería General


Otros artículos:

Ámbito comunitario y familiar

Cuidados del paciente encamado

El ámbito de la salud mental

El método FUE como solución definitiva a la calvicie

Entrevista para un auxililar de enfermería

Problemas de comunicación entre enfermero y auxiliar de enfermería

Trabajar de enfermero en Alemania

Trabajar de enfermero en el Reino Unido



Comentarios publicados en Escalera analgésica:

No hay ningún comentario para este artículo. Puedes ser el primero en escribir un comentario en este apartado.


Escribe un comentario en Escalera analgésica :